Principal red inmobiliaria en España y Portugal

Escribe aquí tu dirección

Valora

Categorias

Tres trucos que te ayudarán a no confundir una vivienda a precio de ganga con una invendible

"Los precios de la vivienda aún distan mucho de alcanzar los niveles previos a la crisis, el dinero ha vuelto al mercado, con unos tipos de interés nunca vistos, y el mercado laboral comienza a dar señales de recuperación. Así las cosas, y ya sea porque necesitan una casa para cumplir sus planes personales o porque interpretan que el mercado residencial es una buena opción de inversión, lo cierto es que la línea divisoria entre una oportunidad a precio de ganga y una vivienda invendible no es fácil de señalar", asegura Jesús Duque, vicepresidente de la red inmobiliaria.

La compañía recuerda que aproximadamente el 30% de las casas que actualmente tiene colgado el cartel de venta no cambiará de manos jamás, lo que lleva al potencial comprador a extremar la cautela. En el estudio resume cuáles suelen ser las características más destacadas de las viviendas invendibles:

"La mitad de ellas provienen de malos desarrollos urbanísticos. Hablamos de viviendas de nueva construcción, levantadas en localizaciones desafortunadas, con escasa calidad, o en emplazamientos en los que no se han ejecutados las infraestructuras  prometidas. En muchos casos encontramos todos estos atributos a la vez", afirma Alfa Inmobiliaria.

Las demás son casas antiguas, "algunas con graves problemas estructurales difíciles de identificar a primera vista, muchas de ellas sin elementos básicos como luz o ascensor, o simplemente espacios habilitados para vivienda cuando nunca debería haber sido así", añade.

Aunque podemos encontrar viviendas invendibles en toda la geografía española, la mayoría, dice el informe, se concentran en la Costa del Sol, Levante y Murcia. "Hay menos en Madrid y Barcelona, donde el mercado se encuentra muy cerca del stock técnico necesario para su buen funcionamiento", añade.

Recordemos que la semana pasada Sociedad de Tasación alertó de que en toda la Comunidad de Madrid apenas quedan 5.500 nuevas en venta, un stock que se podría absorber en un plazo de 10 meses si se mantiene el ritmo de ventas actual. Por otro lado, la Confederación Española de Asociaciones de Fabricantes de Productos de Construcción (Cepco) estima que el stock ha dejado de ser un problema en 36 provincias, donde ya hay menos de 1.500 viviendas disponibles por cada 100.000 habitantes.

¿Y cómo diferenciar las viviendas que son una buena oportunidad? Para Duque, los factores determinantes son la necesidad de venta del propietario reflejada en un plazo de tiempo junto con la calidad.

"En las gangas, como en las auténticas rebajas, la ventaja supone el encontrar a una persona que necesita vender rápidamente, aunque ello suponga una rebaja sustancial en el precio. Un ejemplo clásico de este tipo de operaciones se da en las herencias. Generalmente hay un momento en el que, como alternativa a males mayores, los herederos deciden vender por debajo de precio de mercado y terminar con las tensiones familiares", concluye.

 

 

Fuente: Idealista.com 16/02/2016